Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email

ANALISIS TÉCNICO

El análisis técnico es el estudio de la acción del mercado a través del uso de gráficos, basándose en un estudio del pasado, en la psicología humana y en la ley de probabilidades, para poder predecir la tendencia de los precios, es una herramienta que facilita la toma de decisiones de inversión sin necesidad de conocimientos complejos en ámbitos como la economía, las matemáticas y estadística.
En los gráficos, se representa la cotización de una empresa o de cualquier título que cotice en un mercado financiero (bonos, materias primas, etc.). En el eje vertical del gráfico se colocan las cotizaciones y, en el eje horizontal los días o sesiones de cotización, aunque a veces, en lugar de días se comprimen a semanas, meses e incluso años. El análisis técnico considera que el mercado proporciona la mejor información posible sobre el comportamiento de la acción. Analiza como se ha comportando ésta en el pasado y trata de proyectar su evolución futura, basándose en tres premisas:
– La cotización evoluciona siguiendo unos determinados movimientos o pautas.
– El mercado facilita la información necesaria para poder predecir los posibles cambios de tendencia.
– Lo que ocurrió en el pasado volverá a repetirse en el futuro
El análisis técnico trata de anticipar los cambios de tendencia. Si la acción está subiendo busca determinar en que momento esta subida va a terminar y va a comenzar la caída, y lo mismo cuando la acción sufre un movimiento de signo contrario. El análisis técnico utiliza diversos indicadores estadísticos que analizan las tendencias de los valores.
Entre las herramientas utilizadas por el análisis técnico, tenemos en primer lugar los gráficos, que pueden ser: gráficos de barras, de velas, de líneas, etc. El gráfico de barras necesita para su elaboración datos de apertura, máximo, mínimo y cierre. Una barra vertical unirá el punto máximo y mínimo del activo durante la sesión. El precio de apertura se representa mediante una pequeña barra horizontal a la izquierda y el precio de cierre con una pequeña barra horizontal a la derecha, ambas que sobresalen de la barra vertical. Mientras el gráfico de velas, al igual que el gráfico de barras, este gráfico necesita para su formación los datos de máximo, mínimo, apertura y cierre. Su dibujo nos indica:

– El cuerpo. Representa el rango que va desde el nivel de apertura hasta el de cierre. Este cuerpo es blanco cuando el cierre de la sesión se encuentra por encima de la apertura y negro cuando el cierre de la sesión se encuentra por debajo de la misma.
– Las sombras. Representan el máximo y el mínimo alcanzado durante la sesión y, se dibujan mediante una barra vertical unida al cuerpo de la vela.
Además, también son importantes otros conceptos a la hora del estudio de la evolución del precio de una acción, a través, del Análisis Técnico como es el término volumen, que se define como el número de títulos intercambiados (comprados/ vendidos) de un activo concreto y durante un periodo determinado de tiempo. El volumen es una fuente de información muy valiosa para el inversor, se emplea sobretodo como herramienta de confirmación de las tendencias del precio. Cada operación cruzada se produce cuando la oferta y la demanda coinciden en un precio aceptado por ambas partes. La suma del número de títulos intercambiados nos da el volumen total de un determinado periodo (hora, día, semana, etc.). El volumen debe de acompañar la tendencia del precio, si el precio está en tendencia, debe venir acompañado por un volumen creciente. De esta forma, cuando al volumen crece confirma la tendencia actual (alcista o bajista) del precio del activo. Como vemos otro concepto importante es el de tendencia, pudiéndose clasificar de dos formas: en función de su dirección, alcista – bajista – lateral, y en función de su duración, primaria -secundaria-terciaria. La tendencia primaria abarca de uno a diez años, mientras que la tendencia secundaria comprende periodos de dos a seis meses, y la terciaria puede durar de diez a treinta días, existen tendencia cuarta, quinta, sexta donde se van acortado el plazo temporal objeto de estudio. Además, es importante conocer el significado de los términos “soporte” y “resistencia”, el soporte es un nivel o área del gráfico donde el interés por comprar es lo suficientemente fuerte como para vencer la presión vendedora, como resultado la bajada se detiene y los precios vuelven a subir.
Mientras que la resistencia es lo contrario, es decir, la unión de los diferentes picos representados en el gráfico de precios y supone un nivel o área de precios por encima del cual la presión por vender vence a la presión por comprar y, por tanto, los precios descienden. Los soportes y resistencias sirven para indicar zonas de entrada y salida de las posiciones, marcan una de las vertientes psicológicas del mercado: un soporte se interpreta como un nivel relativamente barato y una resistencia como un nivel relativamente caro.

En análisis técnico se utilizan figuras que se describen en los gráficos como herramientas predictivas del próximo movimiento de los precios. Son representaciones de movimientos lentos, que suelen durar varios días o semanas. Estas figuras no sólo nos dan las primeras señales de una posible debilitación de la tendencia, sino que también nos suelen dar información sobre un objetivo mínimo a cumplir. Las figuras gráficas tienen dos clasificaciones con distintas implicaciones: las figuras de cambio de tendencia y las figuras de continuación de la tendencia. Entre las primeras las más importantes serían, hombro-cabeza-hombro, doble techo, doble suelo y en la categoría de continuación de la tendencia, tendríamos las figuras triangulares, las banderas, etc.

Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email