Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email

Hagan Juego

Los mayores también anhelan la llegada de los Reyes Magos, pero en algunos casos por coincidir con el Premio de ‘El Niño’. Al parecer, sus majestades traerán consigo un año positivo en lo relativo a la industria del juego. Así lo refleja el estudio Global Gaming, elaborado por PwC, sobre el estado del mercado del juego y sus perspectivas de crecimiento hasta 2015. Según este informe, los casinos en España aumentarán sus ingresos un 12% hasta alcanzar los 845 millones de dólares en cuatro años. Teniendo en cuenta las perspectivas económicas de otros sectores para el ejercicio que empezamos, se podría considerar una buena apuesta, en la que además, ganaremos todos (en términos de recaudación del Estado) a través de la nueva regulación aprobada en mayo de 2011. No obstante, tendremos que esperar a ver cómo evoluciona y afecta la nueva norma, que no cumple con las expectativas depositadas por el sector.

Un ejemplo de éxito en el mundo del juego lo encontramos con el Grupo Codere, primera empresa española del sector del juego que cotiza en Bolsa desde 2007. Esta multinacional española, referencia en el sector del juego privado en Europa y Latinoamérica, alcanzó un beneficio de 27 millones de euros en los primeros nueve meses de 2011, lo que representa un incremento del 91,5% frente al mismo periodo del año anterior.

El carbón, sin embargo, llegará a aquellos que no hagan o hayan hecho sus deberes, sobre todo en el ámbito de internet. Con la aprobación de la Ley 13/2011, de 27 de mayo, se legalizan por primera vez las apuestas on line en España. Lo que debería contribuir a que sea considerado uno de los segmentos del juego con mayor potencial de crecimiento en los próximos años. El Ministerio de Economía y Hacienda ha aceptado, por el momento, 58 candidaturas de licencias de juego online, 32 de ellas correspondientes a empresas de capital español. La citada norma legisla los servicios de juegos ofrecidos a ciudadanos españoles e impone impuestos y tasas relativos a los juegos sobre actividades desarrolladas en España a nivel nacional. También se gravan ciertas apuestas extranjeras, que obtengan los títulos necesarios para la explotación de su actividad de juego en nuestro país.

Según datos de la Asociación Española de Apostadores por Internet (AEDAPI), el sector de los juegos on line movió 200 millones de euros en nuestro territorio en 2008, según otros informes esta cifra llega a los 350 millones de euros. La falta de una regulación hasta el momento hacía que las cantidades oscilaran. De hecho, en 2012 se hablaba de 800 millones de euros. Todo dependerá de cómo evolucione la norma y el sector, que demanda una revisión de la actual normativa.

Las buenas perspectivas, no obstante, requerirán además de la aplicación de una legislación con unos tipos impositivos adecuados y la creación de estrategias distintas para cada tipo de juego online, entre otros aspectos. En todo caso, lo recomendable siempre será hacer caso al refranero español, ‘En Lotería emplearás lo que te sobre y nada más’, ahora aplicable también a las apuestas por internet.

Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email